Heridas Por Armas Blancas- Mobilio

Autores: Mobilio Jose

Edición: Primera 2013

Cantidad de páginas: 376

Formato: Rústica

La violencia ejercida por el hombre, de pulsión no contenida, con el arma blanca empuñada termina en una herida con contenido lesional la que es dirimida a través de la justicia según el buen informe Médicolegal. El arte y la ciencia de peritar el lugar y la escena del hecho, sigue siendo el basamento primordial de conocer y respetar el Decálogo Médicolegal expresado por el Maestro de la Medicina Legal Profesor Dr. Nerio Rojas, y la del maestro de la Tanatología Profesor Dr. Osvaldo H. Raffo cuando expresa que “en la audiencia se refleja la personalidad del Médico Forense, su elocuencia, medida, porte, decisión y sapiencia”, agregando que “para practicar la Medicina Legal, antes hay que aprenderla”. Considero que el arte y la ciencia Médica debe ser tal que involucre al profesional, que aunque no se especializa en Medicina Legal, con su buena praxis de actuación y proceder sea uno más dentro del equipo de salud interviniente con sus afirmaciones, discusiones, negaciones, sirviendo como nexo testimonial a las ciencias forenses, aportando datos a la justicia de esa instancia vivida, pues en muchas oportunidades el primero en llegar al lugar del hecho, es el Médico de Emergencias.

Heridas Por Armas Blancas- Mobilio
$1.000,00
Heridas Por Armas Blancas- Mobilio $1.000,00

Autores: Mobilio Jose

Edición: Primera 2013

Cantidad de páginas: 376

Formato: Rústica

La violencia ejercida por el hombre, de pulsión no contenida, con el arma blanca empuñada termina en una herida con contenido lesional la que es dirimida a través de la justicia según el buen informe Médicolegal. El arte y la ciencia de peritar el lugar y la escena del hecho, sigue siendo el basamento primordial de conocer y respetar el Decálogo Médicolegal expresado por el Maestro de la Medicina Legal Profesor Dr. Nerio Rojas, y la del maestro de la Tanatología Profesor Dr. Osvaldo H. Raffo cuando expresa que “en la audiencia se refleja la personalidad del Médico Forense, su elocuencia, medida, porte, decisión y sapiencia”, agregando que “para practicar la Medicina Legal, antes hay que aprenderla”. Considero que el arte y la ciencia Médica debe ser tal que involucre al profesional, que aunque no se especializa en Medicina Legal, con su buena praxis de actuación y proceder sea uno más dentro del equipo de salud interviniente con sus afirmaciones, discusiones, negaciones, sirviendo como nexo testimonial a las ciencias forenses, aportando datos a la justicia de esa instancia vivida, pues en muchas oportunidades el primero en llegar al lugar del hecho, es el Médico de Emergencias.